Compartir

Fuentes de luz y calor naturales y artificiales: ejemplos

 
Por Enrique Arriols. 28 enero 2019
Fuentes de luz y calor naturales y artificiales: ejemplos

La luz y el calor que nos llegan del Sol son fundamentales para la vida en nuestro planeta y, además, de hecho son una parte vital del gran motor que ha permitido que la Tierra sea el planeta azul que es hoy en día. Gracias al calor que nos llega del Sol, la Tierra cuenta con mares líquidos y con el ciclo del agua que nutre las zonas continentales con lluvia y nieve para que el agua llegue a cada parte de la geografía del planeta, lo que permite que la vida crezca y se desarrolle.

Sin embargo, aunque el Sol es sin duda la principal fuente de luz y calor que conocemos, existen muchas otras con las que convivimos a diario y que, en ocasiones, pueden pasar completamente inadvertidas para nosotros. Si quieres conocer algunas de las fuentes de luz y calor naturales y artificiales que existen, sigue leyendo EcologíaVerde y te lo contamos con ejemplos.

Por qué es importante la luz y el calor para la vida

Como ya hemos mencionado, el calor que nos llega a la superficie del planeta Tierra es el responsable de que haya agua líquida en nuestro planeta, lo que constituye uno de los elementos más importantes para que pueda surgir la vida en cualquier parte del universo. Sin embargo, este calor que nos llega del Sol también es el responsable de que la temperatura en nuestro planeta sea la que tenemos, lo que se suele denominar en astronomía como "zona de habitabilidad".

Esta zona de habitabilidad es una región cercana a las estrellas en las que los científicos consideran que la temperatura es la idónea para la existencia de vida, como sucede en nuestro planeta. De este modo, planetas más alejados de la fuente de calor que les proporciona su estrella alcanzarían temperaturas heladoras, como las que sufre Marte. Mientras que planetas que estén demasiado cerca de su estrella se abrasan, imposibilitando la existencia de vida en su superficie, como le sucede a Venus.

Además del calor, la luz que nos llega del a la Tierra también cumple un papel fundamental en el desarrollo de la vida. Las plantas son organismos autótrofos, es decir, se alimentan de materia inerte. Sin embargo, para que esto pueda ser así, es necesario que desarrollen la fotosíntesis, para lo cual, necesitan la luz del Sol. De esta forma, transforman materia inerte en materia orgánica, que va pasando de unos seres vivos a otros a través de la cadena alimenticia y posibilitando, de esta forma, la gran biodiversidad que tiene nuestro planeta.

Te contamos mucho más en este otro artículo de EcologíaVerde sobre Cuál es la importancia de la luz para los seres vivos.

Fuentes de luz y calor naturales: que son y ejemplos

Ya hemos mencionado el Sol como la principal y más potente fuente de luz y calor natural que existe. Al igual que el Sol, las millones de estrellas que existen en el universo constituyen la fuente de luz y calor natural más poderosa que hay en nuestro universo.

Sin embargo, también es importante remarcar que no son las únicas fuentes de luz y calor y que, de hecho, en nuestro propio planeta podemos encontrar otros tipos de fuentes de luz y calor de origen natural. Algunas de las más importantes son las siguientes:

Fuego

El fuego es una fuente de luz y calor que puede existir de forma propia en la naturaleza sin que el ser humano prenda la llama. El fuego es el resultado de aplicar una cantidad de calor determinado a un combustible y, en consecuencia, se forma la llama, que es la forma característica en que el fuego se manifiesta, radiando calor y luz que surgen como consecuencia de la combustión.

Tormentas eléctricas

Otra fuente de calor y luz natural que se puede encontrar en nuestro planeta son las tormentas eléctricas. En estos fenómenos naturales, las corrientes eléctricas que se generan como consecuencia del contacto entre las propias nubes generan otras fenómenos menores, como son los rayos y los relámpagos. En el caso de los relámpagos, únicamente estaríamos hablando de una fuente de luz natural, mientras que, en el caso de los rayos, la corriente eléctrica produce, además de luz, calor a su paso.

Magma

Así mismo, otra de las mayores fuentes de calor y luz natural que podemos encontrar es el magma, así como las diferentes formas que toma, ya sea en el interior de la tierra o cuando sale al exterior y forma volcanes. El magma y la lava no es otra cosa que materia incandescente que permanece en ese estado debido al calor residual que aún contiene y que procede de la formación del planeta.

Animales que emiten luz y calor

Así mismo, también existen algunos animales como las luciérnagas y algunos tipos de peces que son famosos por producir luz mediante reacciones químicas en su propio cuerpo. Además, la propia actividad metabólica de los animales, conlleva que generen calor de forma natural, especialmente aquellos que somos de sangre caliente, como los mamíferos.

La Luna

Finalmente, otra fuente de luz natural que no podría faltar en la lista es nuestro propio satélite, la Luna. La Luna no es un cuerpo que produzca luz ni calor por sí mismo. Sin embargo, en lo que a la luz se refiere, actúa como reflectante de la luz que le llega del Sol, lo que hace que sea una fuente luminosa en las noches de la Tierra aunque sea de forma indirecta.

Fuentes de luz y calor naturales y artificiales: ejemplos - Fuentes de luz y calor naturales: que son y ejemplos

Fuentes de luz y calor artificiales: qué son y ejemplos

Por otro lado, denominamos fuentes de luz y calor artificiales a aquellas que son realizadas por la mano del ser humano. En este sentido, podríamos mencionar el fuego (solo cuando es obra del hombre), así como otros ejemplos de fuentes de luz y calor artificiales o hechas por el ser humano:

  • Las bombillas.
  • Las pantallas.
  • Los equipos de calefacción.
  • Las combustiones que se realizan al quemar elementos como la madera o los derivados del petróleo y el gas natural.
  • Los coches y los medios de transporte (coches, barcos, trenes, aviones...).
  • Cualquier artefacto inventado por los seres humanos y que, con dicho objetivo o de forma indirecta, produzcan luz y calor.
Fuentes de luz y calor naturales y artificiales: ejemplos - Fuentes de luz y calor artificiales: qué son y ejemplos

Si deseas leer más artículos parecidos a Fuentes de luz y calor naturales y artificiales: ejemplos, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Otros medio ambiente.

Escribir comentario sobre Fuentes de luz y calor naturales y artificiales: ejemplos

¿Qué te ha parecido el artículo?

Fuentes de luz y calor naturales y artificiales: ejemplos
1 de 3
Fuentes de luz y calor naturales y artificiales: ejemplos

Volver arriba