menu
Compartir

Hojas enrolladas en las plantas: por qué y qué hacer

 
Por Mª Belén Acosta, Técnica en jardinería y recursos naturales y paisajísticos. 26 mayo 2021
Hojas enrolladas en las plantas: por qué y qué hacer

Cuando se trata de cultivar plantas, lo más importante siempre es aprender a reconocer el estado de estas. Dado que las plantas usan formas de comunicación muy diferentes de las de los animales, reconocer sus señales es un trabajo laborioso, de paciencia y de prueba y, desgraciadamente, error. Uno de los síntomas de que algo no está bien con tus plantas es que te encuentres con hojas retorcidas o enrolladas en sus tallos. En ocasiones se trata solo de algunas pocas hojas, en otras afecta a gran parte de ellas. En cualquier caso, es siempre señal de que algo va mal y de que tu planta necesita atención antes de que el daño sea mayor.

Si quieres saber por qué se enrollan las hojas de las plantas y cómo prevenir o tratar el problema, acompáñanos en este artículo de EcologíaVerde acerca de por qué hay hojas enrolladas en las plantas y qué hacer.

También te puede interesar: Cómo limpiar las hojas de las plantas

Estrés fisiológico

Esta es una de las principales cuatro causas que provoca el enrollamiento de las hojas en las plantas y también una de las más comunes y fáciles de tratar.

Las plantas, como todo ser vivo, son susceptibles a las condiciones climáticas, como el viento, las temperaturas extremas o la deshidratación, solo que ellas, al no disponer de capacidad de locomoción, están aún más expuestas a los elementos. Todas estas cosas pueden desgastar a la planta, que enrolla y dobla sus hojas como forma de defensa ante una ambiente muy seco o caluroso: al ofrecer menos superficie susceptible a la luz del sol, minimizan también la pérdida de agua por evaporación. Las gramíneas son particularmente proclives a este método de supervivencia, siendo el estado de sus hojas un claro indicador del nivel de hidratación de la planta.

Para tratar este problema, sencillamente hay que proteger a la planta del elemento que la está estresando o, si se trata de algo puntual y poco grave, sencillamente esperar a que pase: la planta se recuperará en cuanto sus condiciones vuelvan a mejorar. Bastará así con resguardarla del sol demasiado intenso, aumentar la frecuencia de riego o protegerla del viento. Por ejemplo, aquí puedes conocer mejor Cuándo regar las plantas.

Herbicidas

Si usas herbicidas en tu cultivo o jardín, cosa que no recomendamos nunca a favor siempre del cultivo ecológico y sostenible, tus plantas pueden verse dañadas por estos productos, provocándose las conocidas manos de chango o hilos de agujeta, que afectan particularmente a las plantas de tomate.

De hecho, no hace falta que seas tú quien haya aplicado los productos herbicidas, pues la deriva, es decir, el viento o los elementos, pueden arrastrar los productos hasta tu huerto o jardín si algún vecino los ha usado. Un viento suave de 5 km/h puede ser suficiente para llegar a trasladar el herbicida hasta a 1 km de distancia, provocando daños potenciales enormes.

Si tu planta tiene las hojas dobladas a causa del daño por herbicida, desgraciadamente hay muy poco que puedas hacer. Asegúrate de que el suelo en el que plantas no tiene depósitos residuales de alguno de estos productos y haz lo posible por que la gente cercana a ti evite estos químicos tan destructivos. También es importante, si compras acolchado o estiércol, comprobar que no contiene residuos de estas sustancias, que pueden permanecer hasta 18 meses en el producto.

Hojas enrolladas en las plantas: por qué y qué hacer - Herbicidas

Plagas

Son muchas las plagas de insectos y ácaros que atacan a las plantas alimentándose de su savia, sobre todo en las hojas, de donde es más fácil obtenerla. Una de las plagas más comunes que provoca hojas arrugadas y enrolladas es el ácaro blanco, particularmente voraz con las solanáceas. Este pequeño ácaro pica las hojas para sorberles la savia, provocando que se enrollen por las toxinas que transmiten.

El ácaro blanco se oculta en el envés de las hojas y, aunque es difícil verlo, se pueden identificar sus pequeños huevos ovalados. ¿Qué hacer si las hojas de las plantas se enrollan a causa de este ácaro? Una vez localizado, es fácil de tratar con azufre o cualquier acaricida ecológico.

Virus

También son muchos los virus que pueden causar este síntoma en nuestras plantas, cientos de ellos, de hecho. Destacan los geminivirus, que se ceban especialmente entre los tomates y algunas otras plantas, a las que llegan propagados siempre por la mosca blanca. La planta afectada se ve incapaz de aportar nutrientes suficientes a las hojas del cogollo, que amarillean y se quedan encogidas y curvadas. En cambio, en la patata o papa también es habitual el PLRV, que puede tardar bastante en dejarse notar con claridad y acaba haciendo que la planta se enrolle y quede enana, con algunas hojas volviéndose púrpura o necrosándose en los márgenes.

Desgraciadamente, la mayoría de veces no hay tratamiento, con lo que la única solución pasa por arrancar la planta, con mucho cuidado de no transmitir el virus a ninguna otra, meterla en una bolsa bien cerrada y deshacerse de ella de forma segura.

Aquí te contamos Cómo eliminar y prevenir la mosca blanca para evitar los problemas que provoca de forma directa e indirecta, como estos virus.

Si deseas leer más artículos parecidos a Hojas enrolladas en las plantas: por qué y qué hacer, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cultivo y cuidados de las plantas.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

Hojas enrolladas en las plantas: por qué y qué hacer
1 de 2
Hojas enrolladas en las plantas: por qué y qué hacer

Volver arriba