Compartir

El impacto medioambiental del dióxido de carbono

 
Por Javier Sánchez, Biólogo. Actualizado: 3 abril 2019
El impacto medioambiental del dióxido de carbono

El dióxido de carbono es uno de los gases más contaminantes a nivel medioambiental que existen. Actualmente, una gran parte de las actividades humanas emiten elevadas cantidades de dióxido de carbono y con el cada vez mayor desarrollo económico y social, está cifra irá en aumento. Por eso, es necesario tomar medidas globales para luchar contra estas emisiones.

En este artículo de EcologíaVerde, hablamos sobre el impacto medioambiental del dióxido de carbono.

También te puede interesar: Cómo calcular la huella de carbono

Las fuentes de emisión de dióxido de carbono y más datos

El dióxido de carbono procede de dos tipos de fuentes, las naturales y las antropogénicas. Entre las fuentes naturales de emisión de CO2 están la respiración animal, procesos de fosilización, incendios forestales o erupciones volcánicas. Entre las fuentes antropogénicas de emisión de CO2 se encuentran los procesos industriales, quemas de residuos o desechos, quema de combustibles fósiles para obtención de energías, medios de transporte y otras actividades humanas. En este otro artículo te contamos más sobre las Principales fuentes de emisión de CO2.

Son las fuentes antropogénicas de dióxido de carbono las que no han parado de crecer en las últimas décadas. Actualmente, la concentración de CO2 atmosférico se sitúa alrededor de 390-400 ppm (con variaciones noche-día, localización y estacional). Desde fines del siglo XIX, el ritmo de aumento en las emisiones de CO2 ha crecido y sobre todo a partir de finales del siglo XX, se pasó de una emisión de unos 0,5 ppm al año en 1960 a una media de 2 ppm en 2000, tendencia que se mantiene.

A pesar de las múltiples iniciativas de reducción de emisiones de CO2, como el protocolo de Kioto firmado en la década de 1990, lo cierto es que las emisiones de dióxido de carbono han continuado incrementando globalmente, si bien los países menos desarrollados, a pesar de tener el 80% de la población global, solo aportaron un 20% de las emisiones desde 1751 hasta el año 2007.

Se prevé que las emisiones de dióxido de carbono aumenten hasta un 130% desde el periodo actual hasta 2050, según las cifras que aporta la Agencia Internacional de Energía, y que harían falta uno 45.000 millones de dólares para acometer las medidas necesarias para reducir estas emisiones a la mitad.

El impacto medioambiental del dióxido de carbono - Las fuentes de emisión de dióxido de carbono y más datos

Impactos medioambientales del dióxido de carbono

El dióxido de carbono es uno de los gases responsables del efecto invernadero. Este efecto es el fenómeno por el cual el calor emitido por el sol es retenido dentro de la atmósfera. Algunos gases, como el dióxido de carbono, incrementan demasiado la retención de calor en la atmósfera y como consecuencia dan lugar a un sobrecalentamiento global.

Este sobrecalentamiento global tiene consecuencias en el clima mundial y en la vida en todo el planeta. Si bien se sabe que el clima en nuestro planeta es dinámico, en el último siglo el ritmo de estas variaciones climáticas se ha acelerado, dando lugar a un cambio climático a nivel mundial. Una de las causas de este cambio es una excesiva concentración de gases de efecto invernadero. Por ejemplo, la temperatura media global ha aumentado en 0,6 ºC durante el siglo XX y se cree que el aumento será de entre 1 y 5 ºC en el siglo XXI o aumenta la frecuencia y la intensidad de los fenómenos meteorológicos más extremos. El cambio climático es un problema que influye en todos los demás impactos medioambientales del CO2.

A nivel del medio marino este sobrecalentamiento global influye en el deshielo del permafrost y los grandes casquetes glaciares. Se calcula que durante el siglo XXI, el nivel del mar aumentará entre 9 y 88 cm, dependiendo de la localización. Además, aumentarán los fenómenos de erosión y salinización en áreas costeras. Muchos arrecifes de coral, pierden su coloración y mueres, afectando especies que los usan en su alimentación.

El impacto medioambiental del dióxido de carbono - Impactos medioambientales del dióxido de carbono

Impactos del CO2 sobre la biodiversidad

Muchas especies se desplazarán hacia latitudes más frías, buscando aquellos climas para los que están mejor adaptados. A pesar de esto, las especies animales o vegetales, que tienen menos capacidad para desplazarse, que no sean capaces de adaptarse, morirán o se extinguirán. Además, los fenómenos de deshielo también influyen en la muerte y extinción de muchas especies o por la acidificación de las aguas. Otra consecuencia es que muchas especies animales cambian sus rutas migratorias, en la búsqueda de alimento o en sus cadenas tróficas.

Recientemente, se ha visto que las plantas incrementan su crecimiento conforme aumenta la concentración de CO2. Sin embargo, a niveles muy elevados de CO2, la saturación del aparato fotosintético es mayor, por lo que el crecimiento no aumenta o, incluso, disminuye. Aunque no es un fenómeno totalmente comprobado.

El impacto medioambiental del dióxido de carbono en Madrid

Queremos terminar este artículo comentando la situación actual de la ciudad de Madrid, pues en los últimos años la contaminación por CO2 en este lugar ha aumentado mucho e incluso ha aparecido una "boina" que cubre la ciudad.

Por qué el dióxido de carbono es uno de los gases más contaminantes

El dióxido de carbono tiene una participación muy importante en el calentamiento global, ya que es capaz de absorber la luz infrarroja que proviene del sol. El dióxido de carbono es el segundo gas atmosférico en importancia en el efecto invernadero. Además, cuando se absorbe en el agua forma ácido carbónico (H2CO3), perjudicando a diversos ecosistemas, como los arrecifes de coral.

Principales causas del aumento de emisiones de CO2 y fuentes

Las principales causas del aumento de las emisiones de CO2 son las actividades humanas. Al haber incrementado la población mundial, cada vez son mayores los requerimientos en energía, que se producen fundamentalmente por el uso de los combustibles fósiles, que producen importantes emisiones. La segunda actividad que más emisiones produce es el transporte y luego hay otras como la ganadería o la agricultura que también contribuyen.

Aunque existen diversas actividades que producen dióxido de carbono, la gran mayoría de las emisiones de dióxido de carbono se generan debido al modo en que producimos y usamos la energía. Por eso, en los próximos años es fundamental acudir a fuentes de energías limpias que sustituyan a los combustibles fósiles.

Consecuencias de que desaparezcan los bosques y parques

El parque del Retiro y la Casa de Campo representan dos de las grandes e importantes zonas verdes de Madrid. Las zonas verdes regulan la temperatura y humedad, generan oxígeno, absorben contaminantes como el CO2, amortiguan los ruidos y filtran la radiación. La pérdida de los bosques de estas dos importantes zonas verdes de la ciudad tendría importantes consecuencias medioambientales para la ciudad de Madrid, notándose menos a nivel global pero que, al final, también sumarían un buen impacto negativo al problema que hay a nivel mundial.

Por qué es difícil reducir el CO2 lo suficiente

Aunque las emisiones de dióxido de carbono puedan disminuir, como es un gas muy habitual, existen muchos fenómenos naturales como los incendios o las erupciones volcánicas que pueden liberar grandes cantidades de CO2 al medio. Además, también es importante la capacidad de absorción del CO2 en nuestro planeta, ejercida fundamentalmente por la vegetación, por lo que actividades como la deforestación son muy perjudiciales en este sentido.

Medidas para reducir la emisión de CO2 en Madrid

Las medidas adoptadas por el ayuntamiento de Madrid, como Madrid Central, son medidas necesarias, pero no van a solucionar el problema de la contaminación. La mala calidad del aire es un asunto muy complejo como para solucionarlo únicamente con una medida parcial que afecta solo a una pequeña parte de la ciudad. Por más que se disminuya el tráfico en el centro, el tráfico de las circunvalaciones y accesos a Madrid continuaran afectando a toda la ciudad.

Existen seis grandes bloques de medidas que se pueden tomar en una urbe como Madrid para reducir la contaminación. Entre estas se encuentran:

  • Ejecutar planes de mejoras en áreas metropolitanas: más de la mitad del tráfico de Madrid proviene de fuera del municipio.
  • Mejoras en el transporte público
  • Reducir el número de coches: Madrid central es una de las medidas, pero hay otras como los peajes urbanos.
  • Promover un cambio hacia vehículos menos contaminantes: sobre todo entre los que más circulan y producen más contaminación, que son los taxis y furgonetas de reparto.

La boina de contaminación de Madrid

La denominada boina que cubre Madrid está formada por gases contaminantes y partículas en suspensión. Estas son emitidas por diversos sectores como la industria, el transporte, la agricultura, la construcción o la calefacción, entre otros. Aunque en invierno, la emisión de contaminantes suele aumentar, la presencia de lluvias y viento los ‘limpia’, mientras que es con tiempo anticiclónica cuando esta boina se puede ver más claramente. En las grandes ciudades es más común ver estas boinas debido a la altura de sus edificios, las calles angostas y la sobrepoblación.

Si deseas leer más artículos parecidos a El impacto medioambiental del dióxido de carbono, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Contaminación.

Escribir comentario sobre El impacto medioambiental del dióxido de carbono

¿Qué te ha parecido el artículo?

El impacto medioambiental del dióxido de carbono
1 de 3
El impacto medioambiental del dióxido de carbono

Volver arriba