Cultivo y cuidados de las plantas

Buganvilla en maceta: cuidados, riego y poda

 
Ulla Rothschuh Osorio
Por Ulla Rothschuh Osorio, Bióloga. Actualizado: 2 junio 2023
Buganvilla en maceta: cuidados, riego y poda

Los cuidados de buganvilla en maceta son exposición solar completa, temperatura cálida y suelo promedio. El riego es moderado. La poda debe hacerse cuando la floración haya pasado, y con la finalidad de mantenerla dentro de la forma deseada.

La buganvilla, también conocida como bugambilia, Santa Rita, flor de papel o trinitaria, es una planta originaria de América del Sur, pero ha llegado a todas partes del mundo por el gran atractivo y variedad de colores que despliega. Todas pertenecen al género Bouganvillea, bajo las que hay muchas especies. Podría pensarse que por la cantidad de colores que produce es una planta de muchos cuidados, pero afortunadamente es muy fácil de cuidar gracias a su resistencia, siendo una gran adición a cualquier colección de plantas. Te invitamos a leer este artículo de EcologíaVerde donde te explicaremos los cuidados de la buganvilla en maceta, su riego y su poda.

Índice

  1. Características de la buganvilla
  2. Luz, temperatura y ubicación
  3. Suelo y abono de la buganvilla
  4. Riego de la buganvilla
  5. Poda de la buganvilla
  6. Reproducción de la buganvilla

Características de la buganvilla

  • Lo más llamativo de la buganvilla son sus “flores” pero estas no son realmente la parte reproductora, sino que se trata de las brácteas, que son hojas modificadas. Tales brácteas pueden ser de color rosa magenta, rosa claro, blancas, rojas intensas o naranjas doradas.
  • La producción es muy abundante y se produce en largos gajos de muchas brácteas coloridas. Bajo estos colores básicos hay variedades que juegan con los colores y tonalidades, e incluso algunas son de bráctea doble. Ahora bien, la flor realmente se encuentra dentro de estas brácteas coloridas, y son pequeñas de color blanco a amarillo.
  • Las hojas también son valiosas porque son de color verde oscuro, y de forma lanceolada.
  • Desarrollan un tronco leñoso, y las más grandes llegan a medir hasta 10 metros de altura.
  • Son trepadoras y en los tallos tienen espinas recubiertas de cera con los que se ayudan para sujetarse y continuar escalando.
  • Existen variedades enanas que son más fáciles de controlar en espacios reducidos y en macetas. Las espinas en estas variedades tienden a ser más pequeñas, y por tanto más seguras en hogares con mascotas o niños.
  • Aunque principalmente se usa como ornamental, en muchos países de América se le suele dar uso medicinal, usando las brácteas y flores en infusión para abrir vías respiratorias.
  • Las especies que se usan de bugambilia son: B. glabra, B. spectabilis y B. buttiana.

Si te gustaría comprar esta planta, aquí puedes ver su precio.

Buganvilla en maceta: cuidados, riego y poda - Características de la buganvilla

Luz, temperatura y ubicación

  • Son originarias de climas tropicales y subtropicales, así que requerirán una temperatura cálida para prosperar, especialmente para dar flor. El colorido aparece todo el año en climas cálidos, con lapsos que duran de 6 a 8 semanas, y separación de 1 mes entre ellos. La floración más abundante se da para primavera y verano.
  • Sin embargo, es posible tenerlas en zonas donde hay heladas en invierno. Aquí las hojas se quemarán, pero la planta volverá a emerger en primavera a partir de los mismos tallos. No se deben cortar las hojas que se hayan quemado hasta que pase el riesgo de más heladas. En tales climas la floración se dará solo en meses cálidos.
  • Requieren de exposición solar completa, y este es el parámetro más importante para mantener a la planta feliz.
  • Aunque son plantas de exterior, puede tenerse en interior siempre y cuando reciba luz abundante la mayor parte del día.
  • Son planta que crecen muy bien en macetas.
  • Por sus hábitos trepadores será bueno colocar la maceta cerca de una pared o reja para que le sirva de soporte, y de paso servirá como cubierta vegetal para dar vida. También es posible podarla en forma de seto para mantenerla compacta e independiente de cualquier soporte.
  • Debe mantenerse protegida de fríos extremos, y la pared será de gran ayuda para mantenerla en resguardo cuando el invierno llegue. Tenerla en maceta también hará más fácil la movilización a interiores de ser posible durante el frío.

Si estás buscando una maceta con agujeros de drenaje, aquí puedes comprarla.

Buganvilla en maceta: cuidados, riego y poda - Luz, temperatura y ubicación

Suelo y abono de la buganvilla

  • Requieren un suelo con muy buen drenaje. Se prepara una mezcla a partes iguales de humus de lombriz y turba, se le añade un puñado del material drenante que haya en disponibilidad, que puede ser grava volcánica, perlita, vermiculita o tepojal. Se integra bien toda la mezcla y se coloca dentro de la maceta.
  • La floración y las brácteas que acompañan a la flor no necesitan demasiado fertilizante ni suelo fértil, pero se aconseja darle una ayudada añadiendo uno en forma líquida después de cada floración.
  • Pueden introducirse en suelos áridos como planta biorremediadora y resistente, gracias a que no tiene muchas demandas de sustrato.

Aquí puedes comprar el humus de lombriz y la turba, necesarios para poder hacer la base del sustrato.

Riego de la buganvilla

Son plantas de fáciles cuidados porque toleran sequías. La frecuencia ideal de riego es hacerlo abundantemente cuando veamos que tiene crecimiento rápido, y suspender un poco antes de que llegue la floración, para estimularla.

No te pierdas este artículo con Las mejores regaderas para plantas.

Buganvilla en maceta: cuidados, riego y poda - Riego de la buganvilla

Poda de la buganvilla

La poda se hará para mantenerla acorde al diseño que tenemos en mente, sea para mantener la trepadora en su sitio, o para dejarlo como seto dentro de las medidas adecuadas. Esta poda debe hacerse solamente cuando acaba de pasar la floración, para no afectar el atractivo que ofrecen.

Hay que tener cuidado cuando se poda porque la savia puede ser muy irritante en la piel.

Descubre Las mejores tijeras de podar. Además, en este artículo encontrarás más información sobre Cómo podar una buganvilla en maceta.

Reproducción de la buganvilla

La forma más fácil de reproducir la buganvilla es mediante esquejes del tallo. Se debe elegir una planta que esté sana, y cortar un esqueje. Las herramientas a usar deben lavarse y desinfectarse previamente para evitar el desarrollo de hongos o bacterias.

El esqueje se moja con un enraizante químico, y se lleva a la nueva maceta. Aquí desarrollará las nuevas raíces. Hay que regar abundantemente durante los primeros días para asegurar un buen aclimatamiento de la planta.

Ahora que ya conoces los cuidados de la buganvilla en maceta, no te pierdas estos artículos sobre los Cuidados de la bugambilia y las Plantas de exterior para terrazas.

Si deseas leer más artículos parecidos a Buganvilla en maceta: cuidados, riego y poda, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cultivo y cuidados de las plantas.

Bibliografía
  • Burke, D. (2005). The Complete Burke's Backyard: The Ultimate Book of Fact Sheets. Australia: Murdoch Books Pty Limited.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
1 de 4
Buganvilla en maceta: cuidados, riego y poda